Xalapa, Ver., 30 de septiembre.-

Este sábado vence el plazo para el reordenamiento del transporte público lo que ha ocasionado la desesperación de concesionarios y conductores que de último momento intentan realizar el trámite.

Decenas de personas llegaron desde la madrugada a hacer fila para entregar la documentación después de haber hecho el pago correspondiente.

Con rechiflas, rostros desencajados y de fastidio esperan su turno; algunos de ellos no concluyeron el viernes y esperan hacerlo este día.

Y aunque se quejan de la lentitud reconocen que se esperaron al último momento para poder cumplir.

“Estilo mexicano, todos esperamos la última hora por decidiosos, así somos todos”, afirmó Enrique Garruña concesionario de un camión de volteo.

Otros argumentan la falta de dinero.

“Hay mucha gente porque lo han dejado al último por falta de trabajo y no hay dinero; aparte Tránsito anda correteando a los taxistas y no los dejan trabajar”, señaló Raúl del Razo.

También se quejan por los operativos de Tránsito.

“No reciben ni recogen ninguna información, ellos recogen la unidad y ya porque no tienen la calcomanía”, indicó María Elena Monteclaro.

Además acusan un mal servicio.

“Nos tienen como animales, sin clima, estamos pagando un servicio, nos están atendiendo como animales ni como ciudadanos, no por ser taxistas dejamos de ser pueblo”, manifestó Servando González.

Lo cierto es que esperaron el límite del plazo para darse de alta en el reordenamiento del transporte público de Veracruz.