Xalapa, Ver., 2 de marzo.- Más de siete mil pesos tendrían que erogar los pequeños y medianos empresarios para cumplir con la llamada “ley de vigilancia” que propuso el gobernador Miguel Ánhgel Yunes Linares y que los obligaría a contratar seguridad y vigilancia para los comercios, señaló el presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), delegación Xalapa, Gerardo Libreros Cobos.

En entrevista, señaló que de establecerse esta idea de obligatoriedad, significaría una afectación económica mayor a la cual se enfrentan los empresarios de la entidad, por el costo de los servicios deberán contratar.

“El problema para los negocios o los giros mercantiles de mediano y alto impacto, los cuales tendrán que contratar elementos de seguridad certificados, botón de alerta empresarial, cámaras que se conecten con el C4 (…) todo esto puede representar una erogación de hasta 6 mil o 7 mil pesos mínimo”.