Xalapa, Ver. 22 de febrero del 2021.-Millones de personas fallecen como consecuencia del cáncer en el mundo al año, cifra que podría disminuir si se detectara esta enfermedad en etapa temprana.

El cáncer, en su mayoría, se diagnostica en etapas avanzadas, lo que disminuye considerablemente las posibilidades de un tratamiento exitoso, explica Mauricio León Rivera, director médico del Centro Detector del Cáncer y cirujano oncólogo de la Clínica Ricardo Palma, en Perú.

En este sentido, el especialista afirmó que tanto mujeres como varones deben adoptar una cultura de prevención frente a esta enfermedad. Por ello, es importante conocer cuáles son las principales pruebas que se deben realizar periódicamente para detectar el cáncer tempranamente.

Exámenes para mujeres
El autoexamen de mamas es algo que toda mujer puede hacerse a partir de los 20 años de edad para detectar alguna anormalidad mamaria. Se recomienda efectuarlo mensualmente, 10 días después del inicio de la menstruación, cuando las mamas están menos turgentes (abultadas) y es más fácil palparlas. Esta prueba permite que la mujer aprenda a conocer su cuerpo y reconozca tempranamente alguna señal de alarma.

La mamografía es básica para el diagnóstico precoz del cáncer de mama. Se debe realizar una vez al año a partir de los 40 años de o antes si se tienen antecedentes de cáncer de mama u ovario en la familia.

El papanicolaou permite detectan lesiones precancerosas o cancerosas del cuello uterino. La recomendación es que todas las mujeres se sometan a este examen anualmente, después que inician sus relaciones sexuales sin importar su edad.

Exámenes para varones
La prueba de Antígeno Prostático Específico (PSA) debe realizarse por todos los varones a partir de los 45 años de edad. Esta se hace sobre una muestra de sangre tomada del brazo del paciente; si los valores son normales, se repetirá hasta el siguiente año.

El tacto rectal es un examen complementario al PSA que sirve para detectar cáncer de próstata o del recto inferior. En esta prueba el urólogo introduce en el ano un dedo cubierto con un guante lubricado con vaselina a fin de palpar cualquier tumoración o área firme en la próstata o recto que sea sospechosa.

Exámenes para ambos sexos
La colonoscopía es una prueba primordial, que debe realizarse en general cada cinco años, para detectar alguna lesión. Además, se puede buscar sangre oculta en heces (con el test Thevenon), en forma anual a partir de los 45 años de edad. El objetivo es detectar el cáncer colorectal, que afecta por igual a varones y mujeres.

La endoscopia alta es el procedimiento más certero para el diagnóstico del cáncer de estómago. Con ella se puede observar directamente la mucosa del estómago y valorar si existen lesiones allí.

La radiografía de tórax es necesaria para descartar cualquier lesión pulmonar que pueda ser cáncer. Debe realizarse al menos una vez al año.