Nepal. 03 de Noviembre del 2019.-
Autoridades informaron del accidente en Sindhupalchowk, en donde un autobús cayó al cauce de un río desde una altura de 50 metros; entre las víctimas hay 7 menores.

Al menos 17 personas, entre ellas siete niños, murieron cuando un autobús atestado de pasajeros se desvió de la carretera y cayó a un río en el centro de Nepal este domingo, anunciaron las autoridades.

El autobús se salió de la carretera en el distrito de Sindhupalchowk, en el noroeste de la capital Katmandú, y se precipitó 50 metros abajo hundiéndose en el río Sunkosi.

“Hasta ahora, se han confirmado 17 muertos y 50 heridos”, dijo el responsable del distrito, Devi Chemjong. Otras 48 personas, incluido el conductor, resultaron heridas y están recibiendo tratamiento médico, añadió.

Practicantes de rafting locales, quienes recorren los caudales a bordo de balsas, ayudaron a la policía y al ejército a rastrear el río y rescatar a algún sobreviviente, pero algunos pasajeros siguen desaparecidos.

“Se desconoce el número de desaparecidos ya que el autobús no registró el número total de pasajeros”, informó Chemjong.
Las autoridades no han confirmado por el momento las causas del accidente.

Este tipo de siniestros son relativamente comunes en el pobre país del Himalaya debido al mal estado de las carreteras y de los vehículos y a conductores imprudentes.

El mes pasado, 11 personas murieron y más de 100 resultaron heridas en un idéntico accidente de autobús