Rusis. 09 de marzo del 2022.- El afán de venganza por parte de los países que optaron por las sanciones contra Rusia puede repercutir dolorosamente en sus economías, declaró el embajador de Rusia ante la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE), Alexandr Lukashévich.

«Creo que el afán de venganza en el plano económico por nuestra operación [en Ucrania] puede repercutir dolorosamente en las economías de los países que levantaron el garrote de las sanciones», dijo a los periodistas.

El diplomático también señaló que le extraña la posición mantenida por los «pequeños de Europa» en materia económica.

«Me extraña mucho la posición de los llamados pequeñines europeos, que se olvidaron por completo de su dependencia del gas ruso y se alinearon para respaldar a EEUU y la UE en su política de reprimir la cooperación energética con Rusia. Lo que más me preocupa es la posición absolutamente irresponsable de los dirigentes de tales países», señaló.