México. 20 de octubre del 2021.-La FIFA hará el sorteo de la Copa Mundial en Qatar el 1 de abril, sin que se conozcan todavía dos de los equipos clasificados debido a las demoras en las eliminatorias derivadas de la pandemia de covid.

Los planes para la ceremonia fueron anunciados por el presidente de la FIFA, Gianni Infantino, quien indicó, asimismo, que el 31 de marzo se hará el congreso anual del organismo rector del futbol en Doha.

Cuando se haga el sorteo se conocerán 30 de los 32 equipos que disputarán el Mundial, del 21 de noviembre al 18 de diciembre. Por ahora solo Alemania y Dinamarca están clasificados, además de Qatar, por ser sede.

Las dos últimas plazas se dirimirán en los repechajes intercontinentales, que fueron demorados. Involucrarán a equipos de Sudamérica, la CONCACAF, Asia y Oceanía.

Infantino: “Debemos guiarnos por motivaciones deportivas, no financieras”
El presidente de la FIFA, Gianni Infantino, confió en alcanzar un acuerdo global sobre el nuevo calendario internacional, en cuyo debate deben prevalecer las “motivaciones deportivas por encima de las financieras”, para “hacer algo por el bien común del futbol”.

“Ha sido y va a seguir siendo un debate bastante acalorado, que se base siempre en el respeto y que sea positivo. Estamos actuando de buena fe, para hacer algo en beneficio del fútbol. Entiendo que pueda haber opiniones divergentes, que despierta pasiones pero estoy convencido de que el 20 de diciembre podamos presentar una solución. Vamos a cambiar algo solo si estamos convencidos de que todos se pueden beneficia”, dijo tras la reunión del Consejo de la FIFA celebrada este miércoles.

Infantino anunció que convocará a una cumbre el próximo 20 de diciembre para abordar el nuevo calendario internacional, con la opción de celebrar un Mundial cada dos años.

El Consejo de la FIFA ha respaldado hoy la celebración de una cumbre global el lunes 20 de diciembre de 2021 por videoconferencia para tratar el futuro del fútbol.

“Tenemos que ver si podemos organizar más competiciones con sentido para los aficionados, sin añadir fechas adicionales al calendario que ya tenemos, y debemos dejarnos guiar por las motivaciones deportivas, no las financieras. Tendremos que hablar de ingresos también y devolvérselos al mundo del fútbol pero antes tenemos que hacer lo correcto para el fútbol”, insistió.

En su opinión, la FIFA está “haciendo frente a su responsabilidad” y el mundo del fútbol tiene una oportunidad de mejorar. “Estamos hablando del futuro para que nuestros hijos sigan enamorándose de este juego. Cuando todo el mundo haya podido escuchar a todo el mundo deberemos alcanzar una conclusión para el futuro”, agregó.

Sobre la forma para alcanzar el consenso entre todas las partes, Infantino opinó que “todo es posible”, a la vez que invitó a todo el mundo a que traslade a la FIFA cualquier propuesta buena.

“La decisión no es mía, yo estoy aquí para facilitar el debate, que haya cambios beneficiosos para todos, si cooperamos vamos a encontrar soluciones positivas. El cambio siempre es difícil y cada uno tiene sus propios intereses por ello lanzo un llamamiento a todos para que mantengamos la calma, que seamos racionales y razonables, espero que podamos presentar una postura conjunta el 20 diciembre. Hemos recibido criticas muy legítimas y comentarios muy entusiastas”, indicó.

En la conferencia de prensa posterior a la reunión del Consejo, Infantino insistió en que no hay decisión tomada, que el debate está abierto, que todas la federaciones tienen voz y que su papel es escuchar a todas las partes, a la vez que explicó que el organismo lleva a cabo un estudio de viabilidad.

“Una gran mayoría federaciones han votado a favor, una mayoría federaciones europeas nos ha pedido este estudio de viabilidad y es nuestra obligación, pero no tenemos resultados y sería prematuro hablar de estas cuestiones”, explicó tras la reunión mantenida con todas las federaciones el pasado 30 de septiembre.