México. 16 de julio del 2020.-El peso mexicano cerró este jueves con una ligera pérdida contra el dólar. Tras una jornada de indecisión, el tipo de cambio se ubicó en 22.3870 unidades por billete verde frente a un registro de 22.3440 unidades ayer, con datos del Banco de México (Banxico).

El movimiento en la cotización dejó para la moneda mexicana una pérdida de 4.3 centavos, que es equivalente a una variación de 0.19 por ciento. El par se movió en un rango entre un máximo de 22.4670 unidades y un nivel mínimo de 22.2805 unidades por dólar.

Las preocupaciones relacionadas con la propagación del coronavirus en el mundo, además de cifras económicas mixtas de China y Estados Unidos minaron el apetito por riesgo. A eso se sumaron las tensiones entre las dos potencias economías más grandes.

«Las divisas latinoamericanas se mantienen indecisas frente al dólar, ante la incertidumbre que ha aumentado por los débiles datos fundamentales de China y los crecientes contagios de coronavirus en el mundo», destacó Alexander Londoño, de ActivTrades.

En el mercado de materias primas, los precios del petróleo cayeron con fuerza. Los futuros del estadounidense West Texas Intermediate (WTI), de referencia en América, retrocedían al cierre del peso -1.58% hasta un nivel de 40.55 dólares por barril.

Luego de una reunión entre los miembros de OPEP+, los países productores acordaron que este grupo continuará con sus planes para elevar la producción. Sin embargo, las recientes cifras sobre inventarios arrojan dudas sobre la demanda para el activo.

Este cúmulo de datos y el contexto de incertidumbre sobre la recuperación de la economía llevaron al peso a un cierre negativo. Tras operar temprano con una ganancia ligera, el peso subió con un rechazo en la zona de resistencia cercana a 22.3000 pesos.