México. 26 de junio del 2021.-Pfizer suspende venta de fármaco por posible riesgo de contraer cáncer
La farmacéutica Pfizer suspendió las ventas mundiales de su fármaco para dejar de fumar conocido como Chantix o Champix, fuera de Estados unidos, mientras se investiga una sustancia carcinógena en su contenido, según informó The Wall Street Journal.

Pfizer ha retirado del mercado algunos lotes en los que ha hallado altos niveles del carcinógeno nitrosaminas, y está haciendo pruebas a petición de las autoridades reguladoras estadunidenses para saber si hay más lotes contaminados, según ha dicho un portavoz de la compañía.

La empresa, que no dio detalles sobre el número y la ubicación de esos lotes retirados, señala que los beneficios del fármaco son superiores a los posibles riesgos asociados a la exposición de nitrosaminas.

La Administración de Alimentos y Fármacos (FDA, por sus siglas en inglés) no ha incluido Chantix en su lista de productos retirados del mercado aún, pues está investigando la presencia de esa sustancia en diferentes medicamentos.

De acuerdo con la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, es un medicamento que se utiliza en adultos para ayudarles a dejar de fumar que contiene el principio activo vareniclina.Puede ayudar a aliviar la ansiedad y el síndrome de abstinencia, así como el placer que provocan los cigarrillos.
Sin embargo, se han notificado casos de depresión, ideación y comportamiento suicida e intento de suicidio en pacientes que recibían champix.

Según su página web, las nitrosaminas están presentes en el agua y en alimentos como las carnes curadas y asadas, los productos lácteos o las verduras, y se considera que no son dañinas si se ingieren en cantidades pequeñas.

No obstante, aclara que pueden aumentar el riesgo de sufrir cáncer si las personas tienen exposición a niveles elevados de esta sustancia durante largos periodos de tiempo.

La FDA no recomienda que los pacientes que tomen fármacos con potencial contenido de nitrosaminas por prescripción médica interrumpan el tratamiento, sino que acudan al médico para valorar si sería necesario cambiarlo.

Agencias