México. 01 de octubre del 2020.-La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) discute la legalidad de la propuesta de consulta popular para juzgar a expresidentes. Al fijar su postura, el presidente de la SCJN, Arturo Zaldívar, aseguró que vetar la participación ciudadana a través de este instrumento legal no se debe hacer a la ligera.

En sesión virtual, el ministro presidente del máximo tribunal del país subrayó que no les corresponde ser una puerta cerrada, “pues el ejercicio es fundamental para consolidar la democracia”.

“No nos corresponde ser una puerta cerrada, sino el puente que permita a todas las personas intervenir en las grandes discusiones nacionales con pleno respeto constitucional, esto es fundamental para consolidar una democracia incluyente”.

Dijo.
Indicó que la propuesta de consulta popular no pretende limitar los derechos fundamentales, sino pronunciarse por la política criminal que debe seguir el Estado.

“No se está sometiendo a consulta si deben restringirse o limitarse derechos fundamentales, la materia de esta consulta se limita a pronunciarse sobre el diseño y el rumbo de la política criminal del Estado, lo cual no está prohibido por el artículo 35 constitucional.

Comentó.
Por su parte, el ministro ponente, Luis María Aguilar Morales, explicó su proyecto que declara inconstitucional la Consulta Popular planteada por el Ejecutivo Federal para juzgar a los expresidentes al argumentar, entre otras cosas, que violenta los derechos humanos de las víctimas.

“No es posible realizar una consulta popular que condicione la vigencia de los derechos humanos a lo que decida un grupo de la población, ya que los derechos humanos y sus garantías son indisponibles…”