Tamaulipas. 05 de febrero del 2021.-La Secretaría de Salud de Tamaulipas, a cargo de Gloria Molina Gamboa, confirmó que el caso de una paciente de 70 años de edad residente de Tampico corresponde a la cepa británica de coronavirus o COVID-19. Además que 3 de sus familiares de 50, 48 y 18 años de edad, que residen en Monterrey, Nuevo León, también dieron positivos a la nueva variante.

En un comunicado la titular de la dependencia detalló que el brote dio inicio cuando la paciente y su esposo de 72 años, quien falleció positivo a COVID-19, se encontraron con la familia de su hija en Acapulco el 31 de diciembre de 2020 y empezaron a desarrollar síntomas entre el día 4 y 5 de enero, retornando a sus lugares de residencia el día 9 de enero.

Posteriormente la mujer solicitó una prueba COVID-19 en un laboratorio particular en Tampico el 13 de enero, donde notificaron a las autoridades de salud estatales y federales a través del Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (INDRE) de que se había hallado una sospecha de una anomalía genética durante el proceso.

La secretaria Molina Gamboa afirmó que luego de ello se activaron las acciones de contención epidemiológica para dar seguimiento a las personas que estuvieron en contacto con ellos, sin que hasta el momento se hayan confirmado nuevos casos. Además se indagó a los integrantes de la familia y se estableció que fue la hija de la paciente, de 48 años, residente de la ciudad de Monterrey, quien tuvo contacto con una viajera internacional el día 30 de diciembre, quien llegó procedente de Inglaterra.

“Informó que la paciente de 70 años de edad, se encuentra con datos de neumonía, sin requerir hospitalización y con tratamiento en su domicilio de la ciudad de Tampico. De la misma forma dio a conocer que el resto de los pacientes positivos a la nueva cepa británica, se encuentran asintomáticos y ya terminaron su cuarentena”, señala el comunicado.