Estados Unidos. 13 de diciembre del 2022.-El centro de Estados Unidos se aprestaba el martes a soportar duras condiciones invernales mientras que el sur sufrió tornados engendrados por una descomunal tormenta que atraviesa al país.

Las autoridades emitieron alertas para una ancha franja desde Montana hasta Nebraska y Colorado, y el Servicio Meteorológico Nacional pronosticó hasta 61 centímetros (2 pies) de nieve en el oeste de Dakota del Sur y el noroeste de Nebraska. Además, se prevé nieve y aguanieve en las amplias llanuras centrales.

El Servicio Meteorológico Nacional vaticinó unos 2,5 centímetros (media pulgada) de hielo y vientos de hasta 72 kilómetros por hora (45 millas por hora) en Iowa, Minnesota y Dakota del Sur. Apagones, caídas de árboles y calles resbaladizas amenazan la región.

“Esta tormenta no es en broma”, declaró en un tuit el Departamento de Seguridad Pública de Dakota del Sur, exhortando a la ciudadanía a abastecerse de enseres básicos y quedarse en casa.

Se prevé que las autoridades cerrarán trechos de las carreteras interestatales 90 y 29 en Dakota del Sur debido a “lluvia helada, altos niveles de nieve, desplazamientos de nieve, baja visibilidad y fuertes vientos”, declaró el Departamento de Transporte del estado. Varias carreteras secundarias se tornarán “intransitables”, añadió.

Más al sur, se preveían tornados, fuertes vientos, granizo e inundaciones en el este de Texas, partes de Luisiana y el oeste de Mississippi. El martes por la mañana las autoridades emitieron alertas de tornados para partes del centro de Oklahoma y el norte de Texas.

Se reportaron daños en Wayne, un poblado de Oklahoma, luego que el servicio meteorológico advirtió de un “tornado confirmado” poco después de las 5 a.m. del martes. La televisora KOCO de Oklahoma mostró imágenes de daños significativos a una vivienda en Wayne, ubicada a unos 72 kilómetros (45 millas) al sur de Oklahoma City.

Con información de AP