Xalapa, Ver.- A través de la Facultad de Música y el Centro de Iniciación Musical Infantil (CIMI), la Universidad Veracruzana (UV) es un referente nacional en la cátedra de flauta transversa, aseguró Samadhi Méndez Suárez, catedrática de la segunda entidad académica.

“Egresados de la Licenciatura en Música participan en orquestas o se desempeñan como solistas con ellas en diversas partes del mundo, y los alumnos del CIMI han ganado numerosos concursos en México y el extranjero”, añadió.

La flauta transversa tiene su origen en el imperio bizantino, de donde llegó a Francia y Alemania, y allí fue perfeccionada en el siglo XIX por el músico y fabricante de instrumentos Theobald Böhm.

Destaca por su forma biselada, además de la dulzura, peculiaridad y claridad de su tono, que varía mucho en los distintos registros.

Samadhi Méndez mencionó que puede estar construida de diversos metales que determinan su valor; las de níquel tienen un costo de alrededor de ocho mil pesos y son las más económicas, le siguen en precio las de plata y oro, y las más elevadas son fabricadas con aleaciones de platino, las cuales se caracterizan por producir sonidos espectaculares y alcanzar un monto similar al de una casa.

La académica participó en el Encuentro Internacional de Flauta “Flauteando en el río”, que se realizó en Panguipulli, Valdivia y Frutillar, en Chile.

En el evento, acogido por la Universidad Austral del país andino, se llevaron a cabo clases maestras, conferencias, presentaciones y ensambles.

La universitaria dio cátedra a niños de las ciudades citadas, a quienes enseñó calentamiento, respiración, escalas, y cuestiones técnicas.

“Los chicos de provincia son muy receptivos al trabajo en equipo, generosos, expresan mucha emoción y responden bien a las indicaciones, lo cual propició que las clases se desarrollaran en una excelente forma”, mencionó la académica.

Igualmente, destacó que los maestros de música chilenos están muy comprometidos con su vocación, lo cual ha logrado que en lugares como Panguipulli se cree una hermandad en torno a la interpretación musical.

Samadhi Méndez compartió que le agrada ser docente de flauta transversa, labor que ha realizado durante 26 años en la UV y que le ha brindado muchas satisfacciones.

“El instrumento se ha vuelto una parte importante de mi vida, ha dejado una huella imborrable y me ha dado la oportunidad de conocer personas maravillosas que como yo aman la música”, concluyó.

Con información de Universo