Veracruz, Ver. 25 de marzo.- A un año del enfrentamiento entre disidentes y trabajadores de la empresa Tenaris-Tamsa que dejó un saldo de dos personas muertas, extrabajadores exigen justicia y la aprehensión de Cándido Canseco y su hermano Marcos así como que se regrese a la cárcel a Pascual Lagunes Ochoa.

En voz de Ricardo Hernández Pegueros, los responsables de la muerte de Pedro Cruz Maldonado y Margarito Alfaro Domínguez, están libres gozando de toda impunidad cuando deberían estar presos por el delito de asesinato.

“Venimos a conmemorar a nuestros compañeros caídos en la lucha de nuestro movimiento, fueron cruelmente asesinados y no es justo que a un año, los asesinos estén gozando de libertad, no es justo porque la autoridad sabe dónde está, ellos andan libres en la calle”, indicó.

Dijo que el mismo Pascual Lagunes Ochoa, goza de atenciones especiales en el área privada del Hospital de Alta Especialidad de Veracruz, cuando debería estar preso.

“Tienen al exlíder, detenido, pero sabemos que está en un hospital muy cómodo y la autoridad lo permite”, añadió

Comentó que en el enfrentamiento otros compañeros resultaron con heridas graves y a un año aún no se han recuperado, incluso hace un par de días apenas se le extrajo la bala a uno de los agraviados.

Señaló que los extrabajadores continúan en su lucha para ser reinstalados en sus empleos o al menos tener una liquidación digna.

“Somos 450 trabajadores que seguimos a la espera de la resolución de los laudos y esperamos que en este fin de mes se den las órdenes de reinstalacion y pagos caídos”, señaló.

Los extrabajadores, encabezados por la viuda de Margarito Alfaro Domínguez, Araceli Zavala Rodríguez, se reunieron por la tarde de este sábado, en el lugar donde cayeron sus compañeros para exigir justicia.

La señora Araceli, demandó a las autoridades competentes a ejercer la ley en contra de los responsables de la muerte de su esposo que tras 18 años de trabajo en Tamsa fue cruelmente despedido y sin derebcho a liquidación.

“Mi esposo murió luchando porque trabajo muchos años para la empresa y lo corrieron injustamente, no se me hace justo que la persona que lo asesino esté muy cómodamente en el hospital, que paguen”, exigió.

Agencia